ⓘ Cerámica subsahariana

                                     

ⓘ Cerámica subsahariana

Existen evidencias de la cerámica africana en el continente con una antigüedad de más de 8000 años a j.c. ​

                                     

1. Cultura

La cerámica común y el trabajo de la tierra es tradicionalmente asumido por las mujeres, aunque el concepto de "mujer", puede variar en las culturas africanas, así, una mujer con la menopausia, puede asumir en su obra otros conceptos que los meros utilitarios, pasando a elaborar objetos figurativos, en esta etapa se consideran como el paso de mujer al de los "hombres". ​

                                     

2. Materiales y técnicas

La primera fuente de material arcilloso procede de las charcas, cenagales y curso de agua. Esta arcilla natural es corregida por incorporación de materiales desgrasantes de origen mineral o vegetal. Esta pasta de base, bastante heterogénea, sólo permite producir piezas con paredes gruesas. La técnica utilizada es la de los colombines o del modelado en una forma convexa cesta que deja frecuentemente sobre las jarras la impresión de su textura trenzada.

Otra fuente de materiales arcillosos procede de las canteras pero es frecuente que se exploten los termiteros abandonados. En ese caso el material más apreciado está en el centro del termitero. La arcilla tratada por las termitas es la vez especialmente fina y también naturalmente enriquecida de aditivos que aseguran una buena contracción y una cocción homogénea a las piezas de cerámica. Esta arcilla, sacada a gran profundidad, machacada y mezclada por las termitas, puede combinarse con otras arcillas o chamota, fragmentos cerámicos cocidos y machacados.

La utilización de los termiteros como fuente de material de cerámica se encuentra en la República Centroafricana Babinga, Costa de Marfil Baoulé et Bété, Zaire Bangala, Uélé, Tanzania, Senegal Bassari, y Angola Va-nyaneka. ​